Guía básica para preparar un viaje a Irán

Publicado por Nacho S

Actualizado a día 14 de Julio de 2015.

Isfahan

En La Cloaca, como muchos sabéis, ya he narrado mi particular periplo mochilero por tierras persas. Muchos os metisteis en mi piel y en la de mi compañero de viajes y atravesasteis el país a través de mis recuerdos, haciéndoos una idea mucho más cercana a la realidad que la que podemos obtener de los medios de comunicación occidentales y observasteis muchas de las particularidades de viajar a la República Islámica.

No obstante me veo en la obligación de reunir escuetamente en un único artículo lo más básico que se necesita saber y hacer antes de ir, sin meterme en recomendaciones de lugares sino más bien centrándome en el tema de la burocracia y consideraciones importantes antes de ir. Yo mismo tuve que beber de muchas webs distintas para hacerme una idea general y veo necesario reunirlo todo. Obviamente orientaré todo a un viaje por vuestra cuenta sin organización ni agencias de viaje de por medio.

Comienzo:

PARA LLEGAR

  • En avión: Lo normal suele ser entrar en el país en avión por lo que comenzaré por este apartado. La inmensa mayoría de los vuelos internacionales llega al aeropuerto internacional Imam Jomeini (IKA), localizado a las afueras de Teherán, salvo vuelos nacionales y algunos que llegan desde Irak y Ucrania, que vuelan al aeropuerto Mehrabad, aún más cercano a la capital. La compañía más barata es casi siempre la low cost turca Pegasus, con la cual deberéis hacer escala en Estambul ya que no hay conexión directa desde España. Los horarios suelen ser puñeteros pero los precios merecen la pena. Podéis comprar los billetes antes de sacaros la Visa sin problema.
  • En coche: Para entrar en coche se ha de tener el Carnet de pasaje, más conocido como Carnet de passages por su nombre en francés, y la Visa. Se puede dormir en el coche en cualquier lado sin mayor problema que los posibles escorpiones que te puedan salir bajo una piedra. Obviamente poner el coche al lado de la central nuclear de Natanz o de instalaciones aeroportuarias o militares no sería muy inteligente, pero lo que es en campo abierto y zonas similares no reviste ningún problema según sabemos de primera mano gracias a conocer allí a los protagonistas de Fotos en ruta, Nuria e Iván, quienes se dedican a viajar en su todoterreno por donde pueden haciendo magníficos reportajes fotográficos como podéis ver en su web.
  • En tren: Se puede llegar en tren desde Turquía y desde Pakistán pero desconozco la burocracia que hay que hacer.

VISA

(Actualización 2017: Parece ser que desde los recientes cambios internacionales que se han producido en las relaciones exteriores de Irán, el visado se puede sacar a la llegada en el aeropuerto sin ningún problema. Consultad igualmente este hecho antes de viajar!)

  • Básicamente hay dos formas de obtener la Visa: Conseguirla en Madrid o conseguirla nada más llegar al aeropuerto. Yo personalmente recomiendo obtenerla previamente yendo a la embajada ya que hay constancia de ciudadanos rechazados en el aeropuerto, y la verdad que llegar hasta allí para que después de todo planificado te echen, pues como que no.
  • En el caso de obtenerla en la embajada es muy importante saber que se ha de obtener un número de autorización antes de presentarse allí, ya que si vamos sin él no nos harán ningún trámite. Este número se consigue a través de agencias que se dedican a ello, recomiendo personalmente consultar el foro dedicado a ello en la web de couchsurfing, donde los propios iraníes aconsejan con qué agencias conseguirlo. Yo personalmente tras consultarles me recomendaron una donde tuve que pagar algo menos de 30€ por el número, y sé de personas que acudieron a agencias españolas donde tuvieron que pagar unos 150€. El número se solicita online generalmente en la web de estas agencias y tras pagar, en unos días os lo envían al e-mail. Informaos bien.
  • Una vez obtenido el número es también obligatorio presentarse en la embajada con un seguro que cubra los días que estéis en el país. Puede ser un seguro básico que cubra repatriación y gastos sanitarios. Deberéis entregarle una copia al funcionario de la embajada.
  • Con ambas cosas hechas ya podéis ir a la embajada, donde se quedarán con vuestro pasaporte hasta que os avisen para ir a recogerlo (en mi caso tardaron un mes). No siempre tardan tanto y si se desea mayor celeridad hay que apoquinar. Tengo entendido que este trámite se puede realizar por correo ordinario sin tener que personarse en Madrid, y lo que sí confirmo es que para recogerlo puede ir otra persona a la embajada con un papel justificado por vosotros. El visado de turista os costará 50 euros.
  • Visado en aeropuerto: Se puede obtener tanto el visado como el seguro en el aeropuerto nada más aterrizar, pero como digo hay constancia de gente a la que mandan de vuelta nada más llegar. El coste del visado es el mismo aunque te ahorras el coste del número de autorización.

DINERO

  • ¿Cuánto dinero llevar?: Esta suele ser una pregunta típica que se hace uno antes de viajar. En el caso de Irán es muy sencilla: lo que te vayas a gastar y algo más. En Irán no funcionan las tarjetas extranjeras así que lo único que se puede hacer es cambiar el dinero que llevéis. Aunque parezca un engorro llevar tanto en metálico, Irán es un país muy seguro y es mucho más probable perder el dinero a que te atraquen y te lo roben. Si te quedas sin dinero no hay de dónde sacar. Recuérdalo.
  • Cambio: La moneda local es el rial iraní y básicamente deberéis conseguirla allí. La buena noticia es que a diferencia de lo que manda la tradición occidental, en el aeropuerto te hacen un cambio cojonudo. Informáos allí hablando con la gente de a cuánto está el cambio, ya que el cambio oficial que se consulta en internet es siempre menor al que verdaderamente te dan. Te dan más de lo que deberían darte vaya. No hay muchos sitios para cambiar en las ciudades, especialmente en las pequeñas, pero si habláis con el que lleve el hotel u hostal donde os quedéis seguro que os cambia en petit comité. El cambio fluctúa mucho debido al embargo al que está sometido el país, siendo si no el más, uno de los países con la moneda más devaluada en el mundo. En mi viaje 41.600 riales equivalían a 1 euro.
  • Negociar precios: Se negocian todas las compras, taxis y hostales si se quiere, salvando comida en establecimientos donde ya ponga un precio y tickets de autobús, entradas a monumentos… En Irán no se habla de riales, se habla en tomanes. Un tomán son 10 riales. 10 tomanes son 100 riales etcétera. No está de más saberse los números en su alfabeto, que viene a ser el mismo que el de los árabes.

SEGURIDAD E INDUMENTARIA

  • El país es extremadamente seguro salvando las fronteras con Irak, Pakistán y Afganistán, donde por cierto tampoco hay mucho que ver. La gente es extremadamente amable y de primeras no hay razón para desconfiar de nadie. A los hombres se les da la mano y a las mujeres se les saluda inclinando la cabeza suavemente, algunas cuando ya hay confianza se despiden dándote la mano. Es muy típico que se te acerque gente de ambos sexos para hablar y preguntarte lo poco que puedan e intercambiar facebook y números.
  • Respecto a la indumentaria: Las mujeres deben cubrir sus cabellos con un velo o pañuelo y llevar siempre pantalón y manga larga. No hay problema en enseñar el rostro (de hecho nadie se lo cubre en el país) y el pañuelo no debe cubrir estrictamente todo el pelo sino más bien la coronilla y el que cae por la espalda. Los hombres deben llevar siempre pantalón largo y está muy mal visto llevar camisetas de tirantas y sin mangas. Nadie lleva piercings ni pendientes (hombres) por lo que llaman muchísimo la atención. Cada uno que haga lo que considere al respecto. Cuidado en los sitios sagrados.

La mujer puede ir así:

mujer+irani

TRANSPORTE INTERNO

  • La mejor manera de moverse por el país es en autobús. Son frecuentes, cómodos, tienen aire acondicionado y te dan pequeños snacks y zumo. Son muy baratos y conectan todas las ciudades con facilidad. Para coger un autobús que vaya a una ciudad se le debe decir al taxista que os lleve a la estación donde salen autobuses hacia esa ciudad, de modo que no acabes en la estación equivocada. Una vez allí pregunta una y otra vez a distintas personas. Las estaciones suelen ser caóticas y una compañía te puede decir que no sale ninguno y al lado resulta que sí. Los billetes se compran en la propia estación aunque desde el hostal/hotel os pueden hacer el favor de reservar por teléfono, aunque no es necesario vaya.
  • Dentro de las ciudades lo mejor si la distancia es grande es levantar la mano y coger el primer coche que se pare, que será en menos de un minuto. Se pacta el precio y se va. Los iraníes son muy nobles y si se pacta un precio jamás te lo van a subir al final, lo mismo se espera a la inversa del viajero. La gasolina y el diésel en Irán cuestan un precio ridículo (~12cent/L) por lo que los ‘taxis’ salen muy baratos. Como el nivel de inglés es muy bajo, recomiendo aprenderse o llevar apuntados los números en farsi con su pronunciación en castellano: 1 (Yek), 2 (Doh), 3 (Sek), 4 (Chahaar), 5 (Pani), 6 (Shesh), 7 (Haft), 8 (Hasht), 9 (Noh) y 1000 (hezaar). Sólo con estos números ya se negocia fácil, un taxi por el que queramos pagar 40.000 riales (4.000 tomanes) sería decirle al conductor “chahaar hezaar toman” y listo. Quien no quiera obviamente puede usar papel y boli o lenguaje corporal.
  • Alojamiento: Resulta importante mencionar que nada más llegar a una ciudad, al verse uno rodeado de hombres que se ofrecen a llevarte en su coche, existe la bonita costumbre de que una vez pactado el precio, el taxista te llevará de hostal en hostal hasta que uno te satisfaga sin subirte el precio pactado, bajándose contigo a verlo y generalmente haciendo buenas recomendaciones de sitios. Mi recomendación personal es improvisar así el alojamiento ya que por Internet es imposible reservar nada y dejarse llevar por recomendaciones de otros viajeros, de modo que al llegar a alguna ciudad le decís el nombre del hostal al taxista y si no os gusta pues os lleva a otro.
  • Avión: Como el país es tan grande hay gente que en ocasiones utiliza el avión. Las compañías nacionales más típicas son Iran Air, Iran Aseman e Iran Airtours.
  • Tren: Existen líneas de ferrocarril pero no suelen ser convenientes por la complicación de informarse sobre ellas y la poca frecuencia de los trenes. La buena comunicación en autobuses hace el resto. Quien no obstante quiera viajar en tren puede ir a la estación central de las ciudades donde hay tren e informarse.

Si tenéis alguna duda podéis escribir en los comentarios sin problema que se responderá rápidamente.

nachomn1

One Comment

  1. Hola, soy de Argentina, estoy muy interesada en viajar a Irán, estoy aprendiendo lo básico del persa para facilitarme la comunicación, ademas de que tengo conocimientos del ingles. Hace días vengo tomando notas y consejos para estar en el país, pero resumiendo, mi duda esta en el tema del visado y el manejo del dinero allá, podrían explicarme detalladamente estas dos dudas? Saludo cordial

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *